martes, 30 de julio de 2019

FERCOA presentó el Programa de Eventualidad para la implementación del PRIDECO


El titular de FERCOA, Fernando Gómez, manifestó que para la implementación del Programa Integral de Desarrollo a partir de las Cooperativas (PRIDECO), es necesario que el estado invierta en el sector, y aseguró que el Gobierno provincial cuenta con los recursos para hacerlo.


“El plan de eventualidad está inspirado en el cuerpo de la Ley de Emergencia Social, como así también en el que fue Programa de Trabajadores Autogestionados (PTA) llevado adelante por el Ministerio de Trabajo en el anterior Gobierno nacional, y que brindó un conjunto de herramientas a las empresas recuperadas por sus trabajadores”, explicó Fernando Gómez, titular de FERCOA.

Asimismo, el referente cooperativista remarcó: “En el caso particular de La Rioja, notamos la necesidad de que el estado tenga una presencia más clara en la reactivación del sector de la economía popular, que representa el 40% de los trabajadores de nuestra provincia”.

“La intervención del estado no es planificada y organizada, sino desde un punto de vista coyuntural más concretamente en tiempos de campaña”, afirmó Gómez, y señaló: “A raíz de esto es que nosotros planteamos el PRIDECO con la posibilidad de desarrollar las unidades productivas en sus lugares de origen, y desde donde se puede llevar adelante la profundización de la producción primaria y la necesidad de generar el valor agregado de nuestras materias primas”.

“Lo que planteamos con el Programa de Eventualidad es la intervención del estado en la generación de capitales de inversión principalmente en su primera instancia, la posibilidad de satisfacer salarios para 800 puestos de trabajo afectados directamente a las unidades productivas, inversión en materia prima, y una tercera línea que significaría la inversión en infraestructura y mano de obra”, detalló Gómez.

A su vez, el titular de FERCOA explicó: “El Programa de Eventualidad va estructurado dentro del PRIDECO, pero también dentro de lo que es la Ley de Fomento Cooperativo 8901, aprobada en el 2012, y la Ley Nacional de Agricultura Familiar que ya cuenta con la adhesión del Gobierno provincial y que garantizaría la construcción de un banco de tierras y trabajar en una mejor distribución del agua”.

“Se denomina Programa de Eventualidad porque lo planteamos dentro de una coyuntura y un contexto muy complejo que vive nuestro sector y en general el sector privado, que es la falta de movilidad económica, la falta de recursos para la inversión, y que tendría un periodo de dos años en pos de poder invertir estos recursos, estamos hablando de una inversión de aproximadamente 127 millones de pesos anuales”, expuso el cooperativista.

Por otra parte, Gómez sostuvo: “Entendemos que esos recursos están disponibles por parte del gobierno provincial. Sabemos del depósito en plazo fijo que hizo el Gobierno provincial en el Banco Rioja de 200 millones de pesos, pero también lo sabemos porque acaba de invertir 90 millones de pesos en el programa Te Súper Banco, invirtió 30 millones en la ley de protección del empleo, se aprobó un aumento de casi 5500 pesos por empleado público y calculamos que en ese aumento hay una inversión de 40 millones de pesos mensuales”, e indicó: “Tenemos además las inversiones que se hicieron para la  construcción de las SAPEM, que según los cálculos oficiales fueron de 7 mil millones de pesos, aunque no tenemos números de lo que produjeron o la certeza de que hayan funcionado”.

“El Programa de Eventualidad, como así también el PRIDECO, solamente es posible dentro de la lógica de la economía social y popular y no así una economía de mercado, desde donde va a ser complejo desarrollar una economía eficiente”, aseguró Gómez, y apuntó: “Entendemos que debe cambiar la lógica, y la ésta debe estar abocada a una economía centrada en la persona, donde la distribución no solamente sea equitativa, sino eficiente para cubrir las necesidades y demandas que se tienen”.

En cuanto al destino del dinero que se distribuye en las provincias, el titular de FERCOA remarcó: “No podemos seguir aceptando que los 32 mil millones de pesos que entran por coparticipación se terminen yendo a las provincias periféricas para la compra de alimento y vestimenta, cuando la podríamos estar elaborando internamente, y obtener una movilidad económica virtual que nos permita generar recursos”.

“Y esto también entra en discusión con lo que se propone desde el oficialismo que es la construcción del corredor bioceánico que busca reactivar las economías de nuestros territorios, cuando en realidad es una estructura que tiene como único objetivo expropiar nuestros recursos para seguir empobreciendo a nuestros pueblos como lo vienen haciendo desde hace 500 años, desde la colonización”, finalizó Fernando Gómez, presidente de FERCOA.